martes, 18 de marzo de 2014

¡Muéstreme su identificación!

- En el proyecto nos tomamos el asunto de la seguridad muy, muy en serio. 

- Claro, ya imagino. 

- Desde el principio tuvimos claro que todos los accesos debían utilizar parámetros biométricos, por supuesto. Son los más seguros y los más difíciles de falsificar. 

- Ajá. 

- Evaluamos diferentes propuestas.  Descartamos casi inmediatamente el reconocimiento de voz, quizás el más fácil de simular. 

- Entiendo. 



 - Tanto las huellas dactilares como la identificación mediante el iris parecían interesantes a priori...

- ...

- ... pero, dadas las frecuentes e inevitables incursiones de villanos en el proyecto -entre dos y tres al mes-, pensamos que no deseábamos terminar con una plantilla de técnicos sin pulgares oponibles o con el piratesco atributo que representa el parche en el ojo, si me perdona la frivolidad.

- Se la perdono. 


 


- Y entonces fue cuando se nos ocurrió la idea: es tan individual e intransferible como una huella dactilar, es más difícil de falsificar que un iris, y mantiene al personal a salvo de, eehhh... transferencias corporales no deseadas. ¡es exactamente lo que necesitábamos! Y, ¿quiere saber un detalle intrigante? 

- Dígame, por favor. 

- Aún no sabemos el por qué y no me pregunte cómo lo sabemos, pero...




 - ...Scarlett Johansson podría abrir todas y cada una  de las puertas del complejo...

6 comentarios:

  1. John Space10:08 a. m.

    Y así, todos los días son Big Culo Day en esa organización. Cabrones con suerte.

    ResponderEliminar
  2. Pues el culo de Scarlet Johanson puede abrir todas las puertas de mi casa, sin duda...

    ResponderEliminar
  3. Fué dificil lograr un algoritmo identificatorio que evaluara los cambios en musculatura y adiposidad pero valió la pena (y POR SUPUESTO las imágenes del escaneo son posteriormente borradas y no son intercambiadas entre guardias de seguridad)

    ResponderEliminar
  4. ¿Y el culo de Robin? ¿Podría abrir alguna puerta o ya está demasiado desgastado para eso?

    ResponderEliminar
  5. El culo de Robin no abre puertas, se abre a espuertas.

    ResponderEliminar
  6. Es como el escaneo del iris, pero en otro ojo.

    ResponderEliminar

Humor comiquero sofisticado e inteligente. Hacemos de la elegancia nuestra bandera. No encontrará usted nada mejor a este lado del rio ese de CHOCHOA.