jueves, 19 de febrero de 2015

Catalunya, tierra de acogida

Érase una vez un bistec.



Este bistec venía de muy, muy lejos, de ignotas tierras. Pero decidió venirse a Barcelona, a Catalunya, a probar fortuna. En busca de una vida mejor. Y en Catalunya, tierra de acogida, pues fuimos y le acogimos entre nosotros. pero no como un extraño, qué va.




Como uno más de nosotros. Vamos, como si hubiese nacido en, yo qué se, Palau de Plegamans. Ni más ni menos. 

"Hecho aquí"

Porque así somos. Tierra de acogida.


(Ya sabeis que yo soy muy de la coña, pero todo lo anterior es tal cual. Esos sí, todavía no tengo claro si lo que está "fet aquí" es el plastiquito o la bandeja, o quizás la pegatina. O a lo mejor en el Carreful alguien tenía el día tonto. Pero no me negaréis que manda huevos...)

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Humor comiquero sofisticado e inteligente. Hacemos de la elegancia nuestra bandera. No encontrará usted nada mejor a este lado del rio ese de CHOCHOA.