jueves, 16 de diciembre de 2010

Educar adolescentes, ese arte

Me pregunto... <¡choke!> me pregunto... ¿donde nos equivocamos con el chico, Martha?




¿Qué... qué hicimos mal? ¡Sob!

18 comentarios:

  1. John Space8:04 p. m.

    Ánimo, Kents. Al menos no se ha vuelto emogótico.

    ResponderEliminar
  2. Dale tiempo...

    ResponderEliminar
  3. Vuelvo a ser una picha con lazo...

    ResponderEliminar
  4. (Ui, ya no...)

    ResponderEliminar
  5. Superventriloquismo??...... Estos jóvenes y sus modas....

    ResponderEliminar
  6. Esto es ferpectamente normal, yo tambien me envidio a mi mismo, a veces.

    Oh! llegaron mis pastillas, los dejo.

    ResponderEliminar
  7. A mi no me engañas, haces esto solo para ser el favorito del profe!

    ResponderEliminar
  8. A mi no me engañas, haces esto solo para ser el favorito del profe!

    ResponderEliminar
  9. ¿Insinúas que el profe tiene preferencia por las pichas con lacito...?

    ResponderEliminar
  10. No, solo deseas liderar la competencia de el comentarista mas dedicado... pero he volvido! y no lo conseguiras!

    ResponderEliminar
  11. ¿El primer bizarro fue una marioneta?

    ResponderEliminar
  12. Este vendría a ser un superboy pinocho??

    Un Pinochoboy?

    Vaya! Que interesante cuando lo vea Robin. Harán las fiestas junto a Batman!!!

    ResponderEliminar
  13. ¿La ventriloquia está por debajo del mimo?

    ResponderEliminar
  14. Axl (a.k.a. Cialis Boy)11:24 p. m.

    ¿Por qué no nos saldría yonki, como el hijo de vecino?

    ResponderEliminar
  15. Genial la Silver Age en que todo era Super: "lo está haciendo hablar con super-ventriloquía..."

    ResponderEliminar
  16. Anónimo5:56 a. m.

    superman hace super-ventriloquismo

    ResponderEliminar
  17. SrCairo3:04 p. m.

    Sí, eso es algo que nunca entendi. Entiendo lo que es la ventriloquía, pero la superventriloquía, no me imagino. No capto la diferencia.

    ResponderEliminar
  18. Pues está claro... ¡es super!

    ResponderEliminar

Humor comiquero sofisticado e inteligente. Hacemos de la elegancia nuestra bandera. No encontrará usted nada mejor a este lado del rio ese de CHOCHOA.