viernes, 2 de diciembre de 2011

Y es por esto que Anti-Lad jamás se convirtió en Legionario de pleno derecho

¡Estrellas chisporroteantes! ¡Antes de que los rayos golpeasen, el uniforme de Anti-Lad se convirtió en aislante! ¡Y absorbe la carga eléctrica sin daño! ¡Anti-Lad es un estupendo aspirante a la Legión...!


Pero, claro, la gente... la gente hablaría...

12 comentarios:

  1. ¿Prime? Espero, que son las 8:26 de la mañana y estoy madrugando.

    Todo el mundo sabe qué aislante usó este hombre. O al menos el material.

    Mi pregunta es: ¿DC en realidad son las siglas de Durex y Control o éste tío era más de Trojan?

    ResponderEliminar
  2. Operacionesttf9:32 a. m.

    de mirar la cabezota.... se nota que no tiene orificio de salida.....debe darle cefaleas...

    ResponderEliminar
  3. El Samurái Entiende ETS9:59 a. m.

    Antiladillas por estar bien rasurao, asumo.

    ResponderEliminar
  4. el hombre que lo tenia todo doble . . .

    ResponderEliminar
  5. John Space12:25 p. m.

    Y ésta es la razón por la que la Legión no puede permanecer demasiado tiempo en nuestro tiempo presente...

    ResponderEliminar
  6. Vale, Anti-Land no era miembro de la raza de los prepucianos por un casual?

    ResponderEliminar
  7. SrCairo2:42 p. m.

    Las legionarias (y más de un legionario) estarán de parabienes con semejante compañero.

     

    ResponderEliminar
  8. Er_Bardo_Morgulero4:01 p. m.

    Anti-lad. El único legionario que utiliza la cabeza...

    ResponderEliminar
  9. Es un caso muy claro de especismo. Los demás legionarios masculinos le envidiaban porque nadie le podría acusar de no tener las neuronas en la cabeza.

    ResponderEliminar
  10. ¿Y que le ha pasado a su pierna izquierda? ¿Un efecto secundario del rayo que la ha encogido?

    ResponderEliminar
  11. ¿Electroestimulación?,acabo de ver un spam sobre eso, a ver si lo encuentro y especifica los efectos secundarios...

    ResponderEliminar
  12. Yo diría algo más... pero... ya recordé que

    ResponderEliminar

Humor comiquero sofisticado e inteligente. Hacemos de la elegancia nuestra bandera. No encontrará usted nada mejor a este lado del rio ese de CHOCHOA.