lunes, 30 de marzo de 2009

El cabo Collins, héroe, inventor y mártir

En 1916, el Cabo Collins, del ejército de Su Majestad la Reina, hizo historia al devolver al pérfido enemigo alemán una bala salida de sus propias -y pérfidas- armas, mediante un sofisticado artilugio de su propia creación:


Lamentablemente, momentos después volvió a hacer historia al recibir el impacto casi simultáneo de 483 balazos, fruto de que los -pérfidos- tiradores alemanes corrigiesen levemente sus trayectorias de disparo...

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Humor comiquero sofisticado e inteligente. Hacemos de la elegancia nuestra bandera. No encontrará usted nada mejor a este lado del rio ese de CHOCHOA.