viernes, 11 de enero de 2008

Mi don, mi maldición

Sí, claro... vosotros venís aquí, veis las tonterías que os pongo, os echáis unas risas y ya está... pero mi vida comiquera, amigos, ya no es la que era. Ni de lejos. Por ejemplo, cojo el All Star Superman #9, Morrison y Quitely, de lo mejorcito que se puede llevar uno al coleto en estos tiempos, y, antes siquiera de abrirlo, veo la portada... ésta portada...


...y no puedo dejar de imaginarme al Supes pensando... "Pero, pero, pero...


¿..cómo demonios lo ha hecho...?"

Pues así todo el tiempo, oigan.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Humor comiquero sofisticado e inteligente. Hacemos de la elegancia nuestra bandera. No encontrará usted nada mejor a este lado del rio ese de CHOCHOA.