lunes, 14 de abril de 2008

Ña-ña-ña-ña-ña-ña (y II)

El Saló del Comic -¿he comentado ya que comienza el próximo jueves?- es un lugar propicio para acercarse a los artistas que todos admiramos e idolatramos, y conseguir de sus propias manos un invaluable original, que atesoraremos con mimo hasta el final de nuestros días. Desgraciadamente, mi carácter poco fetichista -en cuanto al comic se refiere-, amén de mi conocida aversión a invertir mi tiempo en guardar cualquier tipo de cola, me han impedido hacerme con ninguno de esos tesoros.

¿...O no?

Los (moderadamente) viejos del lugar es posible que recordeis esta imagen.



Mola, ¿eh? Es un dibujito que el único, el maravilloso, el de los dedos vertiginosos Victor Santos se curró para el tercer aniversario del blog. Y, anda, mira lo que hay aquí, si es un sobre dirigido al marciano...



¿Qué contendrá, qué contendrá? Ahiváááá... pero si es el propio original, embaladito y dispuesto para ser enmarcado y ocupar un lugar de honor en la Mansión Marciana... Víctor, que sepas que eres el más grande, que es todo un honor y...



¡Diana! ¡No toques! ¡Suelta eso! ¡Suelta eso POR DIOS! ¡No, no, no, NO LO COJAS ASÍ! ¡Suelta! ¡SUELTA! ¡SUEL...!


¡¡¡¡¡AAAAAAAARGH!!!!!!















Je, je, je... habéis picado... ésta vez, yo fui el más rápido...

...por muy poquito. Y gracias, Victor.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Humor comiquero sofisticado e inteligente. Hacemos de la elegancia nuestra bandera. No encontrará usted nada mejor a este lado del rio ese de CHOCHOA.